IRLANDA

CATARATAS DE PALABRAS

CORTITA Y AL PIE

OTRAS YERBAS

COSECHAS

Aquí y ahora

El sol simula asomarse, la brisa sigue siendo fría. Se escuchan los barcos en el fondo, el paso del DART vibra en mi cuerpo, los perros se saludan y las gaviotas orquestan su ‘v- iaje’. No hay olas que se rompan, la marea está baja.

Me gusta sentir los rayos de sol en la cara, que se mezclan con el aire Atlántico y crean una paradoja sensorial. La bajamar dejó sus huellas a su paso, que me recuerdan a las estrías de mi cuerpo.

Me descalzo y dejo que mis dedos se claven en la arena gélida y húmeda. Me recorre una electricidad que me enciende. Admiro el lento movimiento de los barcos en el puerto. Tengo ganas de moverme. Lo estoy haciendo.

Intento caminar hacia el horizonte y ver de cerca las torres portuarias de Dublín. Es inalcanzable. Me fascina la línea que se dibuja a lo lejos, como sí los barcos se fueran a caer detrás del horizonte.
Me recuerdo que la Tierra es redonda y se me pasa ese sentimiento. ¿Quién podría negar esa situación con tantos años de estudios científicos?

El salitre penetra por la nariz y los pulmones se expanden como globos, el frío llega hasta la cabeza: me enciendo de nuevo. El coraje de los pies me dura poco y empiezo a temblar.

Me calzo para seguir mi camino y emprendo mi regreso a casa. Me cruzo con una caravana funeraria, lo finito de la vida, y me recuerdo lo lindo de estar aquí y ahora.

Sí este texto te gustó, te invito a leer

Tiempo de florecer

Tiempo de florecer

Tomillo menta perejilCaminar observar sentirFrutillas manzanas tomatesTristeza amor compasión....

Las estaciones

Las estaciones

Querido cuerpo, pronto se terminarán los días de mirar por la ventana. Es temporal. Los árboles...

El ritual de verano

El ritual de verano

El tablón de madera,la estación de trabajo. Pelar los duraznos,meterlos en los frascos,llenarlos...

Ese sentimiento mundial

Ese sentimiento mundial

No quería ver el Mundial. Que no puedo prestar atención al partido, que no entiendo cuándo es...

El juego de la casita

El juego de la casita

Cuando era chica, la diversión en el jardín era recolectar caracoles de la enredadera que separaba...

Villaverde de Abajo

Villaverde de Abajo

"Siga por la carretera, pase el puente, doble a la derecha y va a encontrar Villaverde de Abajo",...

Lucha cotidiana

Lucha cotidiana

En el bus regreso a la casa, la escena se repite. Cabezas gachas, cabeceando, intentando luchar...

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *